¿Qué es la BSA?

BSA | The Software Alliance (BSA) se dedica a contrarrestar el uso de software ilegal en todo el mundo.  Investigan a las  empresas para determinar si los programas que utilizan han sido obtenidos de manera legal, o han sido pirateados. Es decir, su línea principal de actuación es la lucha contra la piratería. La BSA trabaja conjuntamente junto a  las autoridades y gobiernos a nivel mundial, garantizando de este modo, un fuerte impacto en sus acciones contra la piratería o el uso ilegal de la propiedad intelectual de terceros. La BSA es una asociación comercial que representa a la mayor parte de los distribuidores de software más importantes a nivel mundial.

Aunque en España, el uso de software pirata o ilegal ha bajado, es cierto que existen métodos de las compañías creadoras de programas para identificar en qué ordenadores están instalados y mandar información del equipo, de la red, de los usuarios y de la empresa al fabricante.

Esto, que está recogido en muchos casos en las condiciones particulares de aceptación de la licencia que nadie suele leerse, hace que la información, si se envía, se almacene en una base de datos y ésta pueda ser consultada en caso de una denuncia.

¿Porqué he recibido una carta de la BSA?

Lo más común es que haya sido objeto de una denuncia anónima a través de https://reporting-emea.bsa.org/r/report/add.aspx?ln=es-es&src=ES

Lo más habitual es por algún trabajador descontento o alguien que sepa que usa software pirata y lo pone en conocimiento de la BSA. Existe un porqué también económico. La BSA lo llama recompensa y llega hasta los diez mil euros (10.000€) para el denunciante según aparece en su propia página web:

Es decir, se fomenta la denuncia de software ilegal. Esta recompensa se hace posible cuando la empresa a la que se denuncia suele tener muchos ordenadores o bien, el programa o suite denunciada tiene un precio muy elevado.

En estos casos las multas que se piden son a partir de 300.000 eur y se calculan por el valor del software nuevo en cada equipo multiplicado por el número de equipos y por el coeficiente de multa que puede llegar hasta del 150 por ciento adicional.

La labor del perito informático es realizar un informe con el uso real para llegar a un acuerdo económico y de legalización de software pirata.

¿Qué hacer para responder a la carta de la BSA?

La carta de la BSA no debe olvidarla. Es una primera comunicación muy importante y hay que hacerle caso. Lo habitual es que pidan una auditoría de los sistemas informáticos con licencias, claves, usuarios, todo el software y más información relativa a la RGPD.

El fin de la carta es legalizar el software que está ilegal, pero no por ello debe mandar toda esa información que se indica ya que no está respondiendo vía judicial, sino a un despacho de abogados, como norma general, con el que usted no tiene ningún contacto ni ha firmado ningún acuerdo de confidencialidad.

El procedimiento que le comunicará su abogado especialista en tecnología, se hace necesario:

Primero: ver cuál es la fecha límite. Esto es importante porque hay que evitar que se agote el plazo y que realicen la denuncia.

Segundo: Realizar la auditoría con un perito informático judicial o un equipo de peritos que realizarán la auditoría inicial de todo el software que exista. Si es el correcto y está licenciado, esta información deberá aparecer en la carta de respuesta.

Tercero: En el caso de haber usado software ilegal por error y haberlo borrado, se hará necesaria una línea temporal forense para identificar el tiempo que se ha usado o que sólo se ha instalado y borrado. Recuerde que la sola tenencia de paquetes comprimidos instalables puede ser sancionable.

Opcionalmente, se puede realizar copias forenses de los equipos para dejarlos en custodia por si son requeridos por el juzgado.

Cuarto: El abogado tecnológico responderá la carta con la peritación informática resultante obviando datos específicos sujetos a la RGPD y posteriormente de la firma de un acuerdo con el bufete de abogados que representa a la BSA.

Si en la auditoría se concluye un resultado de que existe software ilegal en uso, el perito informático y el abogado tecnológico, realizarán las gestiones para llegar a un acuerdo que incluya la legalización del software existente y evitar la multa en los casos en los que no se haya usado.

¿Y si formateo los ordenadores antes de que venga la BSA?

Tenga en cuenta que la BSA ya tiene mucha información de su empresa: el número de equipos de la red, el software que ha usado, las veces que lo ha hecho, el número de diferentes equipos que tienen instalados un mismo software pirata, la IP de la conexión a Internet, e incluso el nombre de los usuarios.

Si recibe usted la carta y al día siguiente está formateando, está borrando pruebas a propósito, por lo que, en vía judicial, se va a poder presumir que la BSA tiene razón y usted no va a tener defensa posible.

Recuerde que, después de la carta de la BSA, si está judicializado, podrá recibir una visita presencial de un inspector con un técnico especialista o con un secretario judicial o similar y no podrá negarle la visita. En ese momento, los ordenadores quedarán a disposición de cualquier revisión técnica.

La utilización de software sin licencia es ilegal y la mejor forma de protegerse y llegar a un acuerdo es asumiendo el uso real, que puede no ser el que le indica en la carta. De ahí se hace necesario el informe de auditoría de software realizado por el perito informático. Y por eso es muy importante que su letrado de confianza se comunique con un abogado tecnológico para que le indique las pautas a seguir.